T: 11º
H: 90

16.07.2019

19/12/2018

Deportes

Mundial de Clubes

River cayó por penales y no jugará la final del Mundial de Clubes

El equipo de Marcelo Gallardo quedó eliminado por el Al Ain en la definición desde el punto del penal por 5 a 4, luego de empatar en dos tantos a lo largo de los 120 minutos de juego.

En 120 minutos se cayó a pedazos. Mientras el dulce por la Libertadores continúa, este palazo impensado contra el Al Ain local y chau al sueño/fantasía de jugar la final con el Real Madrid. Otra vez los penales, como en la Copa Argentina contra Gimnasia, le dieron la espalda cuando Enzo Pérez desperdició el último y el arquerio emiratí se transformó en héroe como en su debut.

Y Gallardo miraba, incrédulo, desde el banco, como todos esos hinchas que alentaron toda la noche se iban rapidito. La Intercontinental tiene que esperar, no hay otra, ésa materia sigue pendiente más allá de tanto pagaré levantado. No fue mala suerte, no es que fue mala puntería sólo en los penales, en los que Armani estuvo cerca de sacar alguno. River jugó mal, así de sencillo. No le encontró la vuelta en la hora y media de juego de un partido que pareció liquidado por aquel segundo gol de Borré en el primer tiempo y que se hizo más cuesta arriba con el 2-2 del demonio Caio, el brasileño de origen japonés, el jefe del equipo, el ídolo.

Tuvo mucho la pelota pero no generó ese toqueteo furioso en velocidad para romper a un rival que se fue cerrando a medida que los minutos pasaban. Y parecía otra vez que daba el golpe cuando Casco aprovechó un error rival, le hicieron penal y la agarró el Pity: esta vez el travesaño le dijo que no y entonces seguía el suspenso.

Un presagio de que no era noche para penales... Gallardo inventó mil dibujos tácticos, Pratto juegó abierto y también de 9, Borré lo mismo. Paró un 11 rarísimo en el sumplementario, ya con Scocco en cancha, pero nunca logró torcer al equipo de las mil nacionalidades.

La gente alentaba en las tribunas, bancando, mientras adentro el equipo empujaba sin ideas y el rival aguantaba pese a que venía de jugar 120 minutos el miércoles y 90 el sábado.

¿Habrá pesado el cansancio? ¿Habrá costado meterse después de semejante fiesta en Madrid el domingo 9? Porque River no fue River, en lo individual y en lo colectivo. Apenas Borré (dos goles, además estuvo cerca de convertir otro y pateó muy bien el penal) y Pratto (aguantó la pelota, participó del 1-0, corrió y marcó su penal) dieron la talla como en tantas otras oportunidades.

La defensa se mostró muy floja en el primer tiempo y en el segundo con el gol de Caio, él sólo lo empató; Nacho y Palacios estuvieron muy abajo y por eso Gallardo los sacó con el 2-2; el Pity rindió la primera media hora y después de quedó...

Gallardo metió mano pero no alcanzó, con el rival más retrasado. Quintero, De la Cruz, Scocco, Enzo Pérez... pero nada cambió aun con un esquema superofesno, ni en ataque ni con la seguridad defensiva.

Y el Al Ain ya miraba feliz el camino a los penales. Y ahí River pagó caro todo lo que no pudo jugar en los 120 minutos. Todos los penales de Al Ain muy bien pateados, más allá de que Armani pudo haber tapado alguno, hasta que Enzo se paró frente a la pelota, le dio sin polenta y fue un golpe al corazón millonario. Porque la cajita feliz será feliz, por siempre, pero el combo perfecto era con el Real Madrid incluido.

Fuente: Diario Olé. 
Recomienda esta nota:

Ranking