T: 17º
H: 80

21.03.2019

17/12/2018

Tucumán

Indignación

Empleados municipales secuestraron el carrito colonial de un trabajador

El jueves se vivieron momentos de tensión en la esquina de las calles Crisóstomo Alvarez y Congreso, cuando un camión de la municipalidad se llevó el carrito con el que un hombre vendía pochoclos y helados.

Desde hace ocho años, Juan Carlos Quiroga vende pochoclos y achilata en la esquina de la Casa Histórica.

Ayer un camión de la Municipalidad de San Miguel de Tucumán se acercó al lugar y empleados municipales secuestraron el carrito de Quiroga, su única fuente laboral.

De acuerdo a lo manifestado por el hombre, cuando quiso impedir que se llevaran su carrito, los empleados del municipio lo sujetaron de los brazos, lo golpearon y le quisieron quitar su celular.

Quiroga sólo quiere trabar para poder arrimar un plato de comida a su casa. Por eso, puso una mesita en la misma esquina donde hasta ayer trabajaba y pide a los ocasionales transeúntes que firmen un petitorio para solicitar a la Municipalidad que le devuelvan su herramienta de trabajo.

Los que quieran sumarse a la campaña y ayudar a Quiroga, pueden acercarse a firmar el petitorio en la esquina de Crisóstomo Álvarez y Congreso. 


Recomienda esta nota: